miércoles, 26 de septiembre de 2012

John Ott. La pasión por la técnica del "time-lapse"


Al visionar en la pantalla de cine o televisión, la floración acelerada de una planta, la rápida metamorfosis de un gusano de seda o la descomposición en pocos segundos de una fruto o un animal muerto, no podemos evitar la sorpresa de esas extrañas y a la vez cautivadoras imágenes.

Para obtener este tipo de imágenes en movimiento se hace uso de una técnica conocida como time lapse.  Una técnica fotográfica que consiste en la captación de imágenes fijas que después son reproducidas a una velocidad mayor a la que fueron tomadas, creando la ilusión de imágenes aceleradas. Esta técnica muy utilizada en los documentales científicos de naturaleza, permite reducir  el tiempo de fenómenos naturales  que pueden llevar días o meses en producirse, reduciéndolos a pocos segundos o minutos.

Caballo en movimiento,1878


Esta técnica ya esbozada por Eadweard Muybridge entorno a  1880 en un experimento fotográfico -para captar las fases sucesivas del movimiento de un caballo-, se desarrolló plenamente con la aparición del cinematógrafo. En la primera década del siglo XX, el cineasta científico Jean Comandon empleo esta técnica para algunos de sus documentales científicos. Sin embargo, dicha técnica  no se popularizó hasta  los años 50 gracias al trabajo del estadounidense John Ott, banquero, fotógrafo, investigador, científico amateur e inventor.

John Nash Ott (1909 - 2000)

En la década de 1920, John Ott inicia sus investigaciones entorno a la  técnica del time lapse y el crecimiento de las plantas. En 1927 inventa un temporizador, construido a partir de un reloj de cocina, que acopla a la cámara con la intención de filmar la floración de una planta a intervalos de dos horas durante varios días. A finales de los años 40 se hace construir un “estudio-invernadero” donde avanza en sus investigaciones con esta técnica y lleva a cabo numerosas filmaciones. Este edificio le permite tener un mayor control en la condiciones de filmación cuadro a cuadro por intervalos -luz, movimiento de cámaras y suministro eléctrico - llevando a cabo numerosas grabaciones en torno a fenómenos naturales como la germinación de semillas, floración de plantas y  fototropismo – movimiento de las plantas hacía la luz-. También llevó a cabo la grabación  del crecimiento celular en células cancerosas.


John Ott también inventó un sistema de control de movimiento, lo que le permitió combinar la filmación cuadro por cuadro (time lapse) con el propio movimiento de la cámara. De esta forma, era posible el seguimiento continuado de la cámara con el proceso de crecimiento de las plantas.

Su metodología de trabajo le llevaba a fotografiar las plantas cada cinco minutos durante meses,  haciendo  uso del flash para cada fotografía tomada y con un mismo tiempo de exposición. Todo este largo tiempo de filmación hacía necesario un continuo suministro energético y ciertos automatismos de disparos que fueron inventados por el propio Ott.


Películas documentales de Walt Disney

Durante numerosos años desde 1950, John Ott proporcionaría a las producciones de Walt Disney en  cine y televisión la mayoría de los fragmentos y materiales filmados con la técnica del  time lapse. Estas secuencias iban orientadas principalmente a completar el metraje en producciones documentales sobre naturaleza . A continuación, apunto  dos de sus trabajos más importantes.

El cortometraje de naturaleza A True-Life Adventure: Nature's Half Acre (1951), aplicó técnicas no solo de time lapse también de microfotografía. La película  muestra  la vida de plantas, pájaros  e insectos en un reducido espacio de un  bosque a lo largo de las cuatro estaciones del año. Este cortometraje posteriormente sería incluido en la serie de televisión ”Disneyland” (1954-1958) emitida en la cadena ABC a partir de 1954. Seguidamente podéis disfrutar del documental integro aunque narrado en inglés. A partir de minuto 27 se muestran las imágenes filmadas en time lapse.




Varios años después,  una nueva producción de Walt Disney requirió los  servicios de John Ott como fotógrafo especialista en la técnica del time lapse. El documental  titulada Secrets of Life (1956, James Algar), con una duración aproximada de 70 minutos, plantea un historia más global que va desde la formación de la Tierra hasta la colonización de las plantas sobre tierra firme y su interacción con los insectos, incluyendo además imágenes de criaturas submarinas.  El documental fue proyecto en el Festival Internacional de Cine de Berlín en junio de 1957.








Exploring the Spectrum

John Ott, un autodidacta sin formación universitaria, volcó durante años su afición por la investigación científica al estudio del efecto que causa la luz natural y artificial sobre la salud de los organismos vivos incluido el hombre. Dichas investigaciones fueron muy discutidas por la comunidad científica americana e internacional, lo que animó a John Ott a filmar y dirigir el documental Exploring the Spectrum (196?) donde, valiéndose de las técnicas de time lapse y microfotografía, pretende mostrar y demostrar los  efectos benévolos  o perniciosos de la luz sobre los seres vivos – plantas, ratones, humanos-. Aunque puede ser discutible su contenido científico, este documental presenta un gran trabajo alrededor de las  imágenes en time lapse. Aquí tenéis una breve muestra.




Otra producción propia  es  un cortometraje que filmó  en los años 50 con el titulo Dancing Flowers, donde las plantas “bailan” en sincronía con una música preestablecida.

Cabe apuntar como curiosidad que  John Ott  participó en la película de ficción  Vuelve a mi lado (On a Clear Day You Can See Forever, 1970) con Barbara Streisand, en la realización de una secuencia donde requería la técnica del time lapse.




Una historia personal del time-lapse

A pesar de su amateurismo científico y más que discutidas investigaciones entorno a la luz y su influencia en los seres vivos, no cabe duda que John Ott fue un pionero en el uso del time lapse para cine y televisión. Sus conocimientos y experiencia entorno a esta técnica quedaron recogidos en un libro titulado My Ivory Cellar (The Story of Time- Lapse Photography) que no conoce edición en español. Y aunque el  time lapse goza actualmente de gran popularidad gracias a la proliferación de las cámaras digitales junto a los numerosos tutoriales en Internet y algunos manuales que describen dicha  técnica. No estaría de más  hojear dicho libro para conocer como trabajó un apasionado de la técnica del time lapse por aquellos años 50. Queda pendiente.






Referencias